Sistemas de diseño o design systems: qué son y qué beneficios te ofrecen

Tabla de contenidos

Crear experiencias digitales óptimas para tus clientes es fundamental si quieres competir en el mercado actual. Tanto si llegas a tu audiencia a través de aplicaciones móviles, sitios web u otro tipo de interfaces, necesitas tener un sistema de diseño que te ayude a mantener la coherencia, la estructura y la eficiencia en el desarrollo de tus productos digitales.

No olvidemos que cada año se crean miles de productos digitales (apps, sitios web…) que incluyen cientos de pantallas o páginas. Esta expansión acelerada obliga a las empresas a optimizar al máximo sus sistemas de diseño para poder mantener la coherencia, escalar y asegurar la colaboración entre equipos

Este es el propósito de los sistemas de diseño y hoy nos detenemos en este concepto. Al concluir el artículo tendrás claro qué son, qué ventajas ofrecen y cuáles son los elementos esenciales de los sistemas de diseño

Sistemas de diseño

¿Qué son los sistemas de diseño?

Podríamos definir un sistema de diseño (design system) como un conjunto de componentes reutilizables, pautas, principios y herramientas que se utilizan para crear productos digitales consistentes y eficientes. 

Tal y como señala el diseñador Brad Frost en su obra Atomic Design, los sistemas de diseño son como una biblioteca compartida de elementos, que incluye estilos, patrones, tipografías o colores, entre otros, y los documenta de tal forma que cualquier persona o equipo los puedan utilizar para construir productos de manera más rápida y consistente

El símil que Frost establece para explicar qué son los sistemas de diseño nos parece perfecto para ilustrar el concepto. Porque, en realidad, tener un sistema de diseño es como tener una biblioteca completa de libros. 

Al igual que en una biblioteca, cada libro (componente) establece ciertas reglas y pautas de diseño de un producto digital, representando los diferentes elementos y criterios de diseño que lo conforman (botones, formularios, tarjetas o barras de navegación, junto con patrones o guías de estilo, entre otros). 

Gracias a este repositorio de recursos, cuando un equipo de diseño o desarrollo necesita construir un nuevo producto o función, no tienen que empezar desde cero o interpretar a su libre albedrío, con la pérdida de tiempo y de uniformidad que esto conllevaría. 

En su lugar, puede recurrir a esa biblioteca y seleccionar las pautas que necesite. Por ejemplo, si están creando una aplicación móvil, podrían tomar la paleta de colores de un libro, los botones de otro y los estilos de tipografía de otro.

Al utilizar estos elementos de diseño predefinidos y coherentes, el equipo puede construir el producto de manera más rápida, consistente y alineada con la personalidad de la empresa

Además, al igual que en una biblioteca, los elementos de diseño se pueden actualizar o ampliar conforme evoluciona el producto, asegurando que todo esté siempre en sintonía y se mantenga al día.

En resumen, la definición de Brad Frost enfatiza la idea de que los sistemas de diseño proporcionan un conjunto de elementos reutilizables y de diseño estandarizados que hacen que la construcción de productos digitales sea más efectiva y coherente.

Sistema de diseño y guía de estilo, ¿son lo mismo?

Ahora que hemos claro el concepto de sistema de diseño, quizá te plantees la duda de si es lo mismo que las guías de estilos. 

Y, aunque es cierto que son conceptos relacionados y ambos buscan crear una buena experiencia de usuario en el diseño y desarrollo de productos digitales, el enfoque es diferente.

Los sistemas de diseño no son lo mismo que las guías de estilo. Verás. 

La guía de estilo se centra en la identidad visual del producto, incluyendo colores, tipografías, iconos y otros elementos gráficos.

Por su parte, el sistema de diseño va más allá de la guía de estilo al incluir también una biblioteca de componentes de interfaz de usuario, patrones de diseño, directrices de accesibilidad o código fuente. Por tanto, abarca tanto aspectos visuales como funcionales y estructurales del diseño del producto. 

¿Qué elementos incluye un sistema de diseño?

Exploremos ahora qué elementos integran un sistema de diseño, aunque, si has estado atento hasta ahora, seguro que ya has podido descubrir algunos de ellos. 

Por un lado, tenemos los estilos de diseño de los elementos visuales y, por otro, la biblioteca de patrones y componentes.

Estilos de diseño de los elementos visuales 

  • Tipografía y fuentes: Estos elementos son esenciales para garantizar una adecuada legibilidad y experiencia de usuario. Por tanto, el sistema de diseño incluye aspectos sobre el conjunto de fuentes, tamaños, alturas de línea y estilos que conforman la esencia de la marca y aseguran esa UX.
  • Tamaño y espaciado: Se refieren a las dimensiones y las distancias relativas entre los elementos de la interfaz de usuario o UI (user interface), como botones, texto, iconos y otros componentes. Estos aspectos son fundamentales para garantizar la coherencia visual y la usabilidad en los productos digitales.
  • Paleta de colores: Los colores van mucho más allá de la estética, ya que nos evocan emociones y sentimientos acerca de la marca. Los sistemas de diseño también contemplan este elemento con una paleta de colores primarios y secundarios, colores de fondo de texto y pautas para una aplicación armónica de acuerdo a la identidad que se quiere transmitir.
  • Iconos e imágenes: Este tipo de elementos ayudan a crear una narrativa visual para los productos. Formatos, dimensiones o calidad es el tipo de información que se detalla.

Biblioteca de patrones y componentes 

Los componentes proporcionan los elementos básicos para crear una interfaz de usuario eficaz. Por su parte, los patrones indican la estructura u organización que deben tener esos componentes para que interactúen de la forma adecuada, garantizando que los usuarios puedan encontrar lo que necesitan y comprender cómo utilizar el producto fácilmente.

Dentro de las bibliotecas de componentes y patrones podemos encontrar recopilatorio de botones y elementos de navegación, flujos de inicio de sesión, fragmentos de código, formularios o campos de entrada, así como plantillas, diseños y tarjetas o contenedores de contenido, entre otros recursos. 

Asimismo, los sistemas de diseño deben incluir una serie de principios y directrices fundamentales con buenas prácticas para elaborar diseños que garanticen la accesibilidad (responsive, legibilidad, contraste, navegación con teclado, compatibilidad con tecnologías de asistencia…).

¿Cuáles son los beneficios de los sistemas de diseño?

Establecer sistemas de diseño aporta importantes beneficios al equipo de diseño y desarrollo de una empresa. Lo vemos.

Eficiencia en el desarrollo

Un sistema de diseño ofrece un lenguaje común para que los equipos de diseño y desarrollo construyan y mantengan los productos, teniendo como referencia los elementos de diseño reutilizables y los patrones establecidos previamente.

Dicho de otro modo, el sistema de diseño establece un marco estructurado que guía al personal a través del complejo proceso de creación de productos digitales.

Gracias a este sistema, la empresa puede optimizar las comunicaciones, agilizar las decisiones, acelerar los flujos de trabajo, reducir los plazos, ahorrar esfuerzos redundantes y, en última instancia, disminuir los costes

En definitiva, permite mejorar la eficiencia al llegar más rápido al mercado y tener mayor capacidad de iteración en caso de que sea necesario modificar algún elemento.

Coherencia de la marca y UX

Cuando afirmamos que una marca tiene coherencia, significa que todos los aspectos de su diseño, identidad visual y comunicación están alineados de manera consistente con sus valores, su personalidad y su mensaje central.

Esto se refleja en todos los puntos de contacto de la empresa con los clientes, desde su sitio web y redes sociales hasta sus productos y servicios.

La coherencia transmite confianza, facilita el reconocimiento de marca y mejora la experiencia de usuario.

Todo ello es lo que se consigue gracias a la implementación de un sistema de diseño, que asegura que todos los elementos visuales y de interacción dentro de un producto digital mantengan una apariencia y comportamiento uniformes.

Este aspecto resulta vital cuando los equipos trabajan en departamentos, donde cada producto opera independientemente de los demás. Los sistemas de diseño actúan como fuente única de información, unificando experiencias inconexas para que sean visualmente consecuentes y parezcan parte del mismo ecosistema de marca.

Escalabilidad

La escalabilidad es otro de los claros beneficios de adoptar un sistema de diseño. El objetivo de todo negocio es crecer, ¿verdad?

Y para ello es necesario dar vida a nuevos productos o adaptar los existentes para garantizar que se ajustan a las necesidades cambiantes del mercado.

Cuando esa meta de crecimiento llega y es necesario realizar cambios, debe existir una base sólida sobre la cual construir e incorporar las nuevas características y funcionalidades a los productos, manteniendo esa coherencia de la que tanto hemos hablado. 

La base la da el sistema de diseño, capacitando al equipo para replicar y escalar diseños rápidamente mediante el uso de componentes y elementos prediseñados

¿Cómo saber si tu empresa necesita un sistema de diseño?

Implementar un sistema de diseño o design system en la empresa es una decisión estratégica que debes tomar de acuerdo a las necesidades específicas de tu propio proyecto.

Sí es cierto que existen una serie de señales que puedes tener en cuenta y que, si se verifican, pueden indicar que requieres ese sistema de diseño. Te las presentamos:

  • Inconsistencia e incoherencia: Trata de analizar la apariencia de tu producto en diferentes plataformas en busca de inconsistencias o una identidad de marca difusa.
  • Dificultad para escalar: Observa si tu proyecto está en crecimiento y tiene problemas para mantener el ritmo tanto en el diseño como en el desarrollo de productos.
  • Trabajos redundantes: Revisa las tareas de diseño repetitivas o los problemas recurrentes que consumen el tiempo de tu equipo, como la recreación continua de componentes o la configuración de soluciones de diseño similares, por ejemplo.
  • Comunicación ineficiente: Detecta si se plantean malentendidos frecuentes entre los equipos de diseño, desarrollo y otros departamentos relacionados por falta de una fuente consensuada de información.

Si alguna de estas señales ha activado la alarma en tu mente, quizá sea el momento de idear un sistema de diseño en tu negocio para unificar criterios, aunar esfuerzos, facilitar la colaboración y promover la calidad centrada en el usuario en tus productos digitales. 

Ten presente que nos enfrentamos a un escenario complejo y plenamente digitalizado. A medida que la cantidad de dispositivos, navegadores y entornos continué aumentando a un ritmo de vértigo como el actual, la necesidad de planificar e implementar sistemas de diseño eficaces en las empresas no va a parar de crecer

Si crees que ha llegado el momento de abordar este punto en tu empresa, desde Sale Systems podemos ayudarte. Somos especialistas en desarrollo informático y UX. 

Déjanos tu comentario

Deja una respuesta

Si tu empresa necesita servicios informáticos podemos ayudarte

Desde el mantenimiento informático que garantiza la eficiencia y longevidad de tus equipos, hasta soluciones avanzadas en seguridad informática para proteger tus datos más valiosos. Ofrecemos consultoría informática personalizada, así como programación a medida para alinear la tecnología con tus objetivos empresariales, servicios cloud innovadores para una mayor flexibilidad y escalabilidad, y servicios de instalación y certificación de redes informáticas para asegurar conexiones fiables y rápidas. No dejes que los desafíos tecnológicos ralenticen tu progreso. Contáctanos hoy para obtener más información y dar el primer paso hacia una solución informática integral y a medida para tu empresa

Más información
Últimas entradas

Guía completa sobre Business Intelligence: definición, beneficios y herramientas

El Business Intelligence (BI) es un conjunto de procesos y...

Leer más17 mayo, 2024

Informático experto en soluciones tecnológicas para empresas

En la era de la digitalización empresarial, el informático experto...

Leer más9 mayo, 2024

Sistemas MES: qué son y cómo te ayudan a mejorar tu empresa

Las empresas manufactureras deben abrazar el cambio para avanzar y...

Leer más18 abril, 2024

Sistemas de diseño o design systems: qué son y qué beneficios te ofrecen

Crear experiencias digitales óptimas para tus clientes es fundamental si...

Leer más11 abril, 2024